Cómo Decorar Espacios con Personalidad

La decoración de hoy se ha convertido en un conjunto de soluciones e ideas versátiles, generando interiores que permiten expresar nuestra personalidad. Diferentes estilos proponen alternativas estéticas que incorporan muebles y elementos decorativos con mucho carácter.

En este sinfín de posibilidades estéticas que se presentan al momento de crear un espacio actual, aparecen los detalles con alma, o la riqueza de diseños que nace a partir de la mezcla de estilos.

Hoy podemos ver como conviven en un mismo espacio, textiles de carácter étnico, con muebles retro, iluminación de vanguardia y accesorios de estética oriental, por ejemplo. Con una fuerte carga personal se expresan algunos estilos de decoración, como el Shabby Chic, que incorpora el encanto de muebles vintage, sin descuidar el confort y la función que cumplen viejos muebles y complementos que vuelven a recobrar atractivo mediante solo unos toques que los actualizan y los ponen otra vez en las escenas cotidianas de los hogares.

En la actualidad la decoración de interiores nos invita a renovarnos todo el tiempo y a crear composiciones únicas e irrepetibles. Dotar a un ambiente con carácter no es difícil, sobre todo si elegimos recurrir a la simpleza de lo cotidiano. La idea consiste en proponernos revitalizar un espacio con elementos funcionales y que a veces conforman de manera casual un interior.

Para graficar esto, podemos enfocarnos en un rincón de lectura, en el que los libros o revistas no se ocultan en armarios, por el contrario, se exponen, se muestran de formas diferentes, y en esto radica parte del guiño auténtico que podemos imprimir a un espacio. Buscando alternativas estéticas que permitan sumar sellos personales a cada rincón, conseguiremos que la decoración se tiña de calidez de hogar.

En un espacio de trabajo, un pequeño despacho en casa, un ambiente dedicado a la costura o a labores de punto, se inunda de materiales y el colorido que completan el atractivo de la estancia. Paneles de notas, retales colgados simpáticamente de cuerdas, decoran las paredes, mientras hilos de colores o lanas expuestos en estanterías, colgadores u otros soportes improvisados, también añaden texturas, color y dinámica a la atmósfera, acompañando por el guiño funcional que poseen.

Para crear espacios llenos de vida y acogedores todo es útil, hasta esos objetos que a veces pasan inadvertidos ante nuestros ojos. En el pasado, algunos objetos se mantenían fuera del alcance de la vista, actualmente hasta el más pequeño detalle tiene potencial decorativo.

Libros antiguos, colecciones de botellas con formas y tamaños diferentes, cojines con fundas en tejidos que van desde las texturas rústicas hasta las mas delicadas, muebles que se renuevan o se personalizan con toques de pintura y nuevos pomos o tiradores, paredes que encuentran puntos de interés en composiciones de láminas o fotografías, las simpáticas cintas Washi Tape que aportan colorido y diseño y tienen miles de aplicaciones, en fin, las propuestas decorativas se amplían y son sumamente abarcativas, teniendo como único límite nuestra imaginación.

Además entre las alternativas actuales para decorar encontramos muchas ideas Low Cost, que incluyen muebles, accesorios, textiles, y otros elementos que se pueden personalizar y a la vez se adecuan a todos los presupuestos. La creatividad es la clave para rentabilizar recursos, aprovéchala al máximo e inspírate con ideas frescas.

Click sobre las imágenes para ampliarlas:

Fotos Decoracion: novenoce, decorology, desiretoinspire, decoholic, pinterest

Tu que opinas?

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.